Principales objetivos del coaching empresarial

Los 10 principales objetivos del coaching empresarial

Ayúdanos compartiendo esta noticia en Redes Sociales

Si piensas que sólo existe el coaching personal, estás equivocado. El coaching es cada vez más utilizado en el mundo de la empresa, llegando a formar parte de los objetivos del departamento de Recursos Humanos de muchas de ellas. Por supuesto, nos referimos al coaching empresarial. ¿Pero cómo podríamos definirlo?

Estrictamente hablando, lo entendemos como aquel procedimiento destinado a instruir o entrenar personas, a fin de desarrollar diferentes habilidades de desempeño laboral y alcanzar diferentes objetivos de organización.

Con esto en mente, recuerda que el coaching empresarial va mucho más allá: sirve para incentivar la motivación del equipo, resolver problemas, mejorar la eficacia y, en última instancia, optimizar los resultados organizativos. Siempre ajustándose a las necesidades concretas de los trabajadores.

Por tanto, tienes que considerar que el coachee (la persona que recibe la formación) se convierte en una ventaja competitiva en sí misma. Algo fundamental en un entorno empresarial altamente competitivo y cambiante.

¿Qué es coaching en administración?

Cuando hablamos de coaching empresarial, nos referimos al conjunto de técnicas enfocadas en el talento humano como medio de interacción, motivación y desempeño. Y cuyo propósito es aumentar la productividad y eficiencia en las empresas para el beneficio de la satisfacción organizacional en el trabajo.

En otras palabras, es una metodología que desarrolla el talento y trabajo en equipo, optimizando las funciones de los involucrados en pro de la capacitación personal y empresarial, y el desempeño laboral.

Según encuestas especializadas, el coaching empresarial tiene un 81% de aciertos positivos en su estilo de dirección. Por lo que se considera una herramienta recomendada en los negocios en auge y un beneficio directo para el área de Recursos Humanos. Ya que reduce la rotación del personal y promueve la atracción del talento como estrategia de integración.

Ventajas del coaching empresarial

El coaching para empresas trae consigo múltiples beneficios disciplinarios, ofreciendo ventajas competitivas al potenciar las capacidades de la estructura organizacional de las empresas.

Entre otras cosas, estas ventajas pueden ser:

  • Aumento del crecimiento personal.
  • Desarrollo y mejora de las capacidades de liderazgo.
  • Fortalecimiento de las habilidades profesionales.
  • Formas de integración y trabajo en equipo.
  • Manejo y mejora de la toma de decisiones individuales.
  • Estrategias de motivación y sentido de responsabilidad y compromiso.

Funciones del coaching para empresas

Como comprenderás, las funciones del coaching se basan en la selección de personas con interés profesionales afines. Por tanto, la función principal es muy clara: lograr que los interesados den lo mejor de sí mismos a través de sus aptitudes.

Para lograrlo, las empresas de coaching usan diferentes instrumentos de apoyo:

  • Formación: Es fundamental contar con un equipo profesional capacitado en coaching empresarial. Ya que parte del objetivo es la capacitación constante del personal, con el fin de mejorar sus habilidades de comunicación, integración, motivación, liderazgo, etc.
  • Motivación: Los coaches deben saber motivar e inspirar. Pues la idea es aprender a solucionar problemas mediante alternativas de valor que mejoren la productividad empresarial.  
  • Estructuración empresarial: A través del coaching empresarial el capital humano debe aprender a estructurar equipos de trabajo eficientes, considerando los roles individuales de cada quien.

 

Curso de Regalo Transformación Digital y Ventas Online

TE REGALAMOS ESTE MINI CURSO


Aprende sobre Transformación Digital y Ventas Online.
Recibirás clases en vídeo y conocerás nuestra Escuela de Negocios.

Tipos coaching empresarial

Según la metodología y necesidades de las empresas en formación, es posible categorizar diferentes tipos de coaching para empresas:

  • Sistemático: Analiza y prepara a las personas no como individuos aislados sino como piezas fundamentales de sistemas interconectados entre sí. Por consiguiente, todas las acciones de los trabajadores tendrán impactos tanto positivos como negativos en todos los niveles de la compañía. Y en este sentido, el coaching sistemático busca mitigar las acciones erráticas de los equipos de trabajo para optimizar los niveles de la compañía.
  • Cognitivo: Trabaja los procesos mentales que permiten adquirir y transmitir conocimientos. De esta forma, mediante el entrenamiento cognitivo (memoria, comunicación, creatividad, percepción, etc), es posible aprender a resolver problemas con mayor practicidad y rentabilidad.
  • De Programación Neurolingüística (PNL): Se recurre a la programación neurolingüística cuando el coach necesita analizar conductas y patrones de pensamiento. Esto ayuda a crear nuevas estructuras mentales y a modificar ciertas conductas a favor de la convivencia y el trabajo en equipo.
  • Ontológico: Cuyo objetivo es mejorar la forma en que las personas se comunican y expresan sus emociones.  
  • De inteligencia emocional: Manejo y gestión de las emociones por medio del autoconocimiento y el desarrollo personal como objetivo fundamental.   

Modelos de coaching empresarial

En base a los tipos de coaching para empresas, es posible aplicar diferentes modelos según las necesidades y prioridades de las empresas. Algunos de ellos pueden ser:

  • GROW: Sesiones de preguntas divididas en 4 fases. Por lo que es importante cuidar cada etapa para alcanzar el éxito de la dinámica. La idea es invitar a la reflexión mediante el desarrollo de dichas preguntas.
  • OUTCOMES: Similar al modelo GROW, pero con análisis y metodologías más profundas, especial para directivos.
  • ACHIEVE: Consta de 7 pasos fundamentales fundamentados en la evaluación, planteamiento de alternativas, definición de metas, búsqueda de opciones, validación del diseño del plan de acción y mantenimiento de la motivación.

El coaching empresarial y sus 10 objetivos primordiales

Para alcanzar el cambio efectivo a través del coaching empresarial, debemos prestar atención a sus cinco pilares fundamentales:

  1. Observación.
  2. Toma de consciencia.
  3. Definición de objetivos.
  4. Iniciativa o acción.
  5. Evaluación.

Todo esto permite crear una visión de conjunto que facilita la compresión de las diferentes alternativas y medidas de desempeño, siempre y cuando tracemos objetivos alcanzables a corto, mediano y largo plazo.

Los 10 objetivos principales del coaching empresarial

El coaching empresarial puede variar en objetivos. Pues todo depende de la visión y necesidades de la empresa. Considerando el sector del mercado, el capital humano y la visión a futuro.

Asimismo, entre trabajadores y colaboradores debe existir compromiso laboral para obtener resultados favorables en poco tiempo. Por lo que entre los objetivos principales del coaching empresarial encontramos:

  1. Fomentar la responsabilidad y el apoyo.
  2. Estimular la capacidad de liderazgo.
  3. Transformar fracasos en crecimiento.
  4. Convertir experiencia en crecimiento.
  5. Contagiar la mentalidad emprendedora.
  6. Superación de las debilidades.
  7. Aprovechamiento de las oportunidades.
  8. Capacitar para la negociación.
  9. Promover los cambios.
  10. Mejorar los resultados.

Ejemplos de coaching empresarial

Esquema básico del coaching para empresas como metodología de liderazgo motivacional.

Esquema básico del coaching para empresas

Así, mediante dichas técnicas empresariales, la organización crecerá desde el lado del trabajador hasta los altos directivos. Siempre con la intención de fomentar el emprendimiento y el crecimiento de todos los involucrados.

Ayúdanos compartiendo esta noticia en Redes Sociales

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *